miércoles, 28 de noviembre de 2018

Aikido un camino para la superación


Aikido un camino para la superación
 
AiKiDo está formado por tres ideogramas independientes, cuyo significado sería “Vía de la unión con la energía del Universo”.
Por tanto, además de un arte marcial, es un camino, una filosofía de vida que pretende la armonía del hombre con la energía (Ki) que está en la naturaleza, en busca de un desarrollo completo (Autorrealización, Armonía con nuestros semejantes, Armonía con el Universo).
El Aikido es un arte por medio del cual se puede llegar a la autorrealización o autoexpresión.
También es una ciencia, porque en su aprendizaje hay que estudiar y aplicar las leyes físicas naturales (gravedad, inercia, palanca, equilibrio, etc.).
Sirve también como defensa personal cuando sus técnicas se aplican en la forma correcta a casos concretos (ante ataques con armas o a manos libres).
Se puede considerar también como un deporte, pues hay una actividad física encaminada al mejoramiento fisiológico del individuo (elasticidad, flexibilidad, desarrollo cardiovascular, etc.)
Así, “el Aikido es, a través de las técnicas físicas, un simple soporte, que permite un conocimiento más amplio de nuestra dinámica corporal, pero en un sentido más profundo y en su aspecto tradicional, busca al hombre como un todo, de manera que, si vencemos con la práctica ciertas barreras, se consigue sentir un movimiento interior, surge una vivencia positiva en todos los niveles
“La vida es crecimiento. Si nosotros dejáramos de crecer, técnicamente y espiritualmente, seríamos tan valiosos como un muerto. El Arte de la paz es una celebración de la unificación del cielo, la tierra y la humanidad”. (M.Ueshiba)
“El Arte de la Paz no es fácil .Es una pelea hasta el final, con la muerte de todo deseo malvado y toda falsedad dentro de uno. En ocasiones la Voz de la Paz resuena como el trueno, sacudiendo a los seres humanos de su estupor”. (M.Ueshiba)

Eventos y Actividades